Abuso de autoridad y maltrato intrafamiliar

En el 2013 era la presidenta del dif municipal, en ese entonces ocurrió un femicidio quedando dos niñas huérfanas al tratar de ayudarlas llevándolas al dif estatal junto con su abuelita nos interceptaron y me acusaron de secuestro a menores 7 días después salí b ajo auto de formal libertad, mi familia siempre me tacho de loca tan es así que me internaron en el hospital psiquiátrico en el estado de Oaxaca, por tantos medicamentos así estuve más de dos años.

Ahora puse mi negocio y como me va bien mi hermana que en ese entonces me ayudo me esta cobrando treinta mil pesos por todos los gastos, he de aclarar que me sacaron bajo fianza por veintiséis mil pesos pero mi cuñado esposo de mi hermana lo recibió como seguramente obra en el archivo del distrito de Santiago zacatepec mixe Oaxaca. Desde niña yo he sufrido maltrato intrafamiliar pero cuando culmine mis estudios universitarios quise incorporar me a mi familia y por mis ideales mi familia me utiliza el termino loca para referirse a mi, hace una semana mis dos hermanas fueron a agredirme en mi humilde casa dónde esta mi negocio y como iba también mi mamá.

Cuando yo quise defenderme ellas empezaron a decirme mira ya esta loca otra vez hay que llamar a las autoridades o al hospital para internarla, eso me asusto muchísimo porque por mi antecedente de salud en cualquier declaración le iban a creer a ellas, tres contra una tenía yo todas las de perder así que me deje y lo que hice fue solo llorar, ante esa situación porque se dirigen a mi con lastimas que yo estoy loca, decidí abandonar mi casa. Ahora estoy en la ciudad de puebla, y lo que deseo es hablar con un abogado, un psicólogo y un siquiatra para que me den un diagnostico de personalidad porque soy una persona que es cierto con muchas ganas de salir adelante, defiendo mis ideales y lucho por un mundo mejor, creo que eso no es una locura.

Cuando yo me despedí de mi psicólogo en Oaxaca me dijo que el siquiatra puede dar referencias al nuevo hospital dónde yo radique.
Mi más grande deseo es vivir sin miedo a mi propia familia, puedo trabajar y seguir mi tratamiento, no he de ser la primera ni la última que le suceda eso.

Soledad Vasquez Lopez




Califica este Artículo:
0 / 5 (0 votos)






Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *